Keyword Research 101

By 6 septiembre, 2019 marketing

La base de cualquier campaña SEO son las llamadas keywords o palabras clave. Éstas son la base de todos los proyectos y estrategias de posicionamiento SEO pues, a través de ellas, y haciendo un uso inteligente de estrategias de marketing se consigue posicionar tu website en lo más alto. El uso que hacemos de ellas, destacándolas por encima de otras no es un proceso al alzar. Más palabras no siempre se traduce en mejores resultados y a menudo es mejor elegir un grupo selecto de palabras que nos puedan interesar y que estén en relación con la actividad real de nuestra web. Dado que hoy en día la competencia es feroz debemos optimizar al máximo el uso de keywords ya sea para ahorrar costes y esfuerzos ya sea para impulsar el posicionamiento SEO.

Es por ello que es fundamental la búsqueda, estudio y elección de las palabras óptimas para cada campaña o acción de posicionamiento SEO (keyword research). El estudio de palabras clave debe ser la piedra angular de tu estrategia de posicionamiento. Debemos detectar no solo las palabras más acordes y adecuadas si no también detectar oportunidades en ciertas palabras clave no convencionales para poder acaparar un gran espectro a un menor coste; además de estar actualizados y continuamente revisar nuevas oportunidades. Internet y el mercado global son dos escenarios tremendamente cambiantes.

 

¿Pero, qué es un keyword research?

Keyword research es simplemente una herramienta de trabajo más que organiza y pone orden en nuestra campaña de SEO según las palabras más buscadas en el sector según las posibilidades, el presupuesto y la competencia. Un proceso que permite detectar y aprovechar tendencias y oportunidades dentro del escenario de los motores de búsqueda (Google, Bing, Yahoo). De esta manera se consigue «atacar» palabras clave no detectadas por la competencia o pobremente trabajadas.

 

 

¿Cómo realizar un keyword research con éxito?

 

¿Cómo podemos llevar a cabo este proceso? Podemos abordar el tema en cuatro fases consecutivas:

1ª – Utilizando herramientas de SEO para extraer los datos pertinentes. Por ejemplo con Keywordtool.io o el Planificador de palabras clave de Adwords (Google). De esta manera podrás obtener los datos necesarios para cribar keywords. Ver el número de búsquedas a lo largo de «x» plazo de tiempo. Incluso podrás observar en otras plataformas como Youtube, Instagram, Facebook y Amazon, además de poder revisar keywords relacionadas. Otras opciones más costosas (monetariamente hablando) son Semrush o Ahrefs para saber por qué se posicionan las palabras clave de tu competencia y tener un control total del proceso de keyword research.

2ª – Clasificar, ordenar y analizar la información obtenida. Si bien puedes crear bases de datos muy complejas con un Excel bien estructurado es más que suficiente. Evita duplicidades y elimina todas aquellas palabras que no tienen que ver con tu negocio. Finalmente analiza una a una todas las palabras y los datos que les acompañan. Distingue bien las keywords más interesantes. Por ejemplo, si tu objetivo es una tienda online evita keywords que solo dan información (Qué es.., Cómo es…) y céntrate en las que tienen relación directa (comprar «x»…, dónde comprar…, «x» producto de «y» ciudad/región/marca): keywords informacionales vs. transaccionales. Ten en cuenta también si la keyword hace referencia a una temática extensa (keyword hub) o a un tema final (keyword autoritie). La primera permite nuevos temas relacionados y actuaría como categoría mientras que la segunda no se podría sacar nuevos temas

3ª – Analiza la competencia. Debes estar informado de que es lo que hacen tus competidores. Puedes utilizar las herramientas que hemos mencionado antes. Según la información que obtengas vas a saber aproximadamente cuales son tus oportunidades de posicionamiento. Observa la autoridad de dominio de las páginas rivales y evita la pugna con grandes plataformas como Amazon o Fnac.

4ª – Elige las keywords que te den mayor beneficio. Toma tu decisión en base al nivel de búsquedas/mes (generalmente de más de 200, aunque hay excepciones) y bajo nivel de competencia. Además elige keywords transaccionales si quieres posicionar un negocio o informacionales si quieres posicionar un blog o servicio. También son de gran utilidad las palabras/keywords «long tail», es decir derivados de una palabra original que añaden más información (p. ej. chaqueta de cuero –> chaqueta de cuero negro madrid segunda mano) Y finalmente prioriza y jerarquiza las keywords: realiza un ranking según la importancia que tienen cada palabra según los parámetros que hemos comentado antes. Reserva los encabezados (H1, H2) para las más relevantes.

5ª – Revisión de la campaña. Bien por falta de tiempo o bien por distintas circunstancias es interesante ir revisando periódicamente tu campaña y añadir nuevos elementos. Realizar nuevas pequeñas búsquedas e ir afinando el grueso de la campaña con acciones puntuales.

 

Con este repaso ya tienes la información básica para realizar un keyword research con éxito. Es una tarea laboriosa pero bien realizada aportará los cimientos para una campaña de posicionamiento SEO que permita que tu web se instale en los primeros puestos. No te olvides que el objetivo final es el éxito: ganar tráfico, dinero o prestigio.